domingo, 6 de marzo de 2011

La re[v/s]olución de la re[s/v]olución

No podría decir a qué objeto hacía referencia [diría que era un iphone; que suelo confundir con otros aparatos tecnológicos similares; así que no me la juego] pero sin embargo si me he quedado con el eslogan de la campaña: "La revolución de la resolución".

La frase es una de esas brillantes ideas de un equipo de creativos cualquiera que termina en un simple juego de palabras. Resolución y revolución; revolución y resolución. Me hubiera gustado entrar en toda la carga ideológica [perversa se mire por donde se mire] que encierra semejante eslogan, pero no lo voy a hacer por falta de tiempo, sobre todo.

Si me voy a detener, no obstante, en el equilibrio cuasi homófono que consiguen ambos enunciados gramaticales, objeto y sujeto, y en como, a poco que te dejes llevar, puedes confundirte en el juego de hacerlos intercambiables. 

Entonces, yo al principio me he dejado engañar, y he jugado a decir primero "la revolución de la resolución", y acto seguido "la resolución de la revolución": los significados parecían no diverger mucho. He repetido el ejercicio y ha vuelto a funcionar, pero, digamos, de forma más sucia, más forzada. En la tercera, la magia ha desaparecido [hubiera querido una embriaguez parecida a la que me provocó la no-ideología de Mario Bross]. Una vez sin esperanza, he descubierto que en este caso el orden de los factores si altera el resultado final, llámese en este caso, el sentido.

Porque esto sería "la revolución de la resolución"...



... y esto otro, "la resolución de la revolución".



Y no es lo mismo.



BONUS TRACK

11 comentarios:

Blue dijo...

Sí, las imágenes cada vez más nítidas y lo que hay detrás de ellas cada vez mas difuso. La resolución de los conflictos no interesa tanto.

¿Ya se acabó el carnaval?. Esta canción es una de las que tengo como favoritas de tus selecciones (entre otras muchas ;-).

Agurratxoak, Kez.

fiorella dijo...

Estaremos viendo lo que es o lo que quieren que veamos?,Dead Can Dance...que buenos que han sido y siguen siendo. Un beso

India dijo...

Esos giros...esos juegos con las palabras...con las intenciones...uyuyuyuyuuy qué familiares que me son...(uno de mis hermanos se deica a lo mismo que tú,creo)
Atxutxones!

Kez dijo...

Blue, Fiorella, si teneis 15 minutos, échadle un vistazo a esto:

http://teatrevesadespertar.wordpress.com/2011/03/05/los-sospechosos-alzamientos-de-los-paises-islamicos-jl-de-mundodesconocido-habla/

Es una opinión [particular] sobre lo que está ocurriendo en el norte de África. Una opinión que nonos cuentan los dispensadores de información que nos empechan en intelecto.

India, ¿a qué se decida tu hermano?

Buenoooo,

India dijo...

Ejecutivo publicista...en una parte menos creativa de lo que a él le gustaría...

Licantropunk dijo...

Termina siendo un trabalenguas. En cualquier caso si se trataba de un anuncio, esos que siempre pretenden vendernos la rebeldía por el consumo, con cuatro guitarrazos y vaqueros de marca, de revolución nada. Involución, si acaso.
Saludos.

Dani dijo...

No es lo mismo, no; pero a la señora del sofá le ha costado demasiado llegar a tener una televisión tan reshulona como para lanzarse a hacer guerra urbana. El misterio reside mas en los jovenes que con muy poco que perder no nos movilizamos seriamente. Somos la rehostia.

Blue dijo...

Vistazo echado. Es bastante probable que tenga razón y que estemos vendiendo falsa democracia a precio de petroleo. Y me gusta lo que dice al final: "Cada paso, cada noticia, cada información que recibes está preparando tus decisiones".
Perfecto.
;-)

Kez dijo...

Blue, yo también me fijé en esta frase. Y me gustó. Porque acierta.

Dani, estos que son [sois] somos jóvenes ahora son [sois] somos nietos de mayo del 68. Esa generación es la madre de la OTAN, la que terminó con el marxismo y la que sembró el germen liberal que hoy tiene por descendencia una juventud paralizada [consumidora y juguetona]. La rehostia.

Licantropunk, si el rock nunca fue revolucionario ya no te digo nada de los pantalones vaqueros, jeje.

Un saludo,

Daniela dijo...

Ey, una entrada muy inteligente! Igual de creativa que los que se inventaron la frase y, sobre todo, muy impactante, porque no solo haces notar "la resolucion de la revolucion", sino que dejas clara la pasividad del espectador ante un hecho tan relevante como lo es una revolucion. No es lo mismo vivirla que verla. Desafortunadamente, por este lado del mundo, somos mas espectadores que actores, por eso asi nos va.

By the way, gracias por el comentario que me dejaste en el blog!! =D

Saludos,
Daniela

Kez dijo...

Daniela, eesafortunadamente para los que hoy hacen su revolución, su siguiente estatus será el del consumidor-espectador de imágenes. ¡¡¡Viva la democracia!!! ¡¡¡Viva la revolución!!!

Gracias a ti, por comentar,

Publicar un comentario